EL SIGNIFICADO EMOCIONAL DE LOS DIENTES

Vamos a publicar varios artículos encontrados en la red para tener una visión más completa del significado de los dientes en relación a nuestro estado emocional y sus diversas patologías.

 

LOS DIENTES Y SU SIGNIFICADO EMOCIONAL

 

Cada vez que mi madre soñaba con la caída de sus dientes nos decía que en unos días iba a tener noticias de muertos o presagio de pérdidas económicas. Aquellas agoreras y profusas intuiciones de mi progenitora me acongojaban. Ella, crédula absoluta de esta conexión, vivía pendiente de que se cumpliesen sus expectativas. Como es lógico, algunas veces sucedía así.

Han pasado algunos años, y lo que parecía una presunción sujeta por los hilos de la superstición ha encontrado algunas explicaciones, como por ejemplo en el discurso de los psicoanalistas, quienes emplean la simbología de los dientes para dar interpretación a los sueños, hallando a través de ello respuestas a problemas infantiles que han quedado escondidos en el inconsciente. Algunas de estas interpretaciones coinciden con la sabiduría popular, de la que seguramente se había nutrido mi madre.

Para los expertos de la medicina psicosomática, los dientes son los portadores de nuestra vitalidad, además de reflejar la agresividad con la que vivimos las tensiones diarias. Con los dientes mascamos todos los alimentos, y realizamos el primer proceso de la digestión, en el que se mide nuestra capacidad de morder, triturar y desmenuzar los nutrientes con los que mantendremos en forma nuestro cuerpo. Si empleamos el símil a nuestra capacidad de apresar nuestros problemas, podríamos decir que los dientes reflejan nuestro modo de acometer nuestros conflictos en relación a la valentía y a la tolerancia.

nina-sin-diente

Para los orientales, la dentadura es el sistema mecánico que nos permite digerir adecuadamente, y así facilitar un mejor aprovechamiento de los principios esenciales, a la vez que un efectivo catabolismo. Así logramos que nuestro cuerpo se sienta fuerte y poderoso para enfrentarse a los avatares diarios. En Oriente se cuida la mascadura realizando hasta 100 masticaciones antes de ingerir los alimentos más sólidos. Este hábito es un vivo reflejo de la actitud paciente y mucho más tranquila de Oriente, donde las artes marciales son uno de los medios para resolver la agresividad y evitar la confrontación. Conocer el poder y capacidad de respuesta ante un ataque evita el miedo y la desconfianza.

Los autores de La enfermedad como camino dicen que «una mala dentadura es indicio de que una persona tiene dificultad para manifestar su agresividad», lo que podría traducirse como un elevado índice de bilis amarilla.

Las personas coléricas tienden a expresar su agresividad con excesiva facilidad, mientras que las flemáticas o melancólicas suelen guardar su tensión en aras de ser aceptadas o por un sentimiento de impotencia, según el caso.

Sea como fuere, o bien por exceso o defecto, la agresividad se ha convertido en un arma arrojadiza que suprime nuestra libertad de expresión y nos hace apretar la mandíbula con riesgo de mellar nuestra dentadura.

En la actualidad, muchas personas están aquejadas de bruxismo (mala función, pues no tiene propósito, de los músculos de la masticación, y que se realiza de forma inconsciente, preferentemente por la noche). Esta disfunción, que acaba aquejando gravemente a los dientes, tiene su origen en el estrés, la tensión y el impedimento formal para manifestar la agresividad. Esta impotencia expresiva provoca una insidiosa necesidad de morder en la noche, amparados en la inconsciencia para impedir con el desgaste de los dientes la posible agresión durante el día.

Es necesario analizar qué nos violenta y cómo paliamos esta tensión sin agredirnos con las tensiones musculares en los hombros, o con maxilares muy apretados.

Masajear con los dedos las encías en la mañana y en la noche ayuda muchísimo a fortalecer la dentadura. Si además trabajamos a través de técnicas teatrales la impotencia para expresar nuestra cólera, seguramente encontraremos muchísimo alivio en nuestra mordida en el día y en la noche. La agresividad confrontada y entendida es menos dañina que escondida detrás de nuestros dientes.

Convendría asimismo controlar el PH de la saliva, que debería estar entre 6,2 y 6,5. Cuando está por debajo de estos valores, una de las causas puede ser un exceso de bilis amarillas motivado, como decíamos, por la cólera.

Vincular los problemas de los dientes a una merma de nuestra valentía, a una impotencia para canalizar nuestra agresividad, y además, a una falta de determinación en los asuntos que nos conmueven excesivamente, nos aproxima, de alguna forma, a buscar soluciones antes de perder la calidad de nuestra dentadura.

Una observación a la problemática infantil a nivel dental nos avisa de la urgencia en este tema. Hay intervenciones preventivas que evitan largas y dolorosas ortodoncias.

Esta entrada fue escrita por Joaquina y publicada el 28 julio, 2010 a las 10:44 en la categoría Salud y bienestar.

http://joaquinafernandez.com/los-dientes-y-su-significado-emocional-331/

 

 

LOS DIENTES Y SUS CONFLICTOS EMOCIONALES

octubre 7, 2015 Aleja

 

Se considera un problema dental al dolor ocasionado por una caries, la rotura de un diente o la perdida de esmalte. Sucede frecuentemente que las personas con dientes mal alineados dicen tener problemas, cuando en realidad esto es sólo una anormalidad de orden estético. También se considera un problema el rechinar los dientes.

Como los dientes sirven para moler los alimentos, se les relaciona con la trituración de las ideas, con las circunstancias nuevas que deben ser asimiladas, con atrapar el bocado.

La persona a la que le duelen los dientes suele tener dificultad para decidirse, ya que no analiza bien las situaciones. Los dientes también sirven para morder. Un problema en ellos puede indicar que la persona se siente impotente e incapaz de defenderse en la vida. Con respecto a este tema, a continuación presento los resultados de muchos años de investigación realizados por la señora Michele Caffin, cirujana dentista:

  • Los 8 dientes del lado superior derecho: tienen relación con el deseo de manifestar lo que la persona quiere hacia fuera; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para encontrar nuestro lugar en el exterior.
  • Los 8 dientes del lado superior izquierdo: tienen relación con el deseo de manifestar lo que la persona lleva en sí misma; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para realizar su deseo de ser.
  • Los 8 dientes del lado inferior derecho: se relacionan con la concretización de algo, como por ejemplo el trabajo; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para concretar nuestra vida.
  • Los 8 dientes del lado inferior izquierdo: tienen una relación con la concretización de la sensibilidad de la persona, de todo lo que lleva en ella; cualquier problema en uno de estos dientes expresa una falta de reconocimiento afectivo del medio familiar. Los dientes mal alineados también tienen cierta relación con los mensajes citados.

 

localizacion-y-nombre-dientes

Como el lado derecho del cuerpo tiene una correspondencia directa con nuestro padre, los problemas en los dientes del lado derecho te indican que todavía hay conflictos pendientes de resolver con él, es decir, que sería bueno que tuvieras una reacción diferente hacia él, que lo aceptaras más. Si es del lado izquierdo, sucede lo mismo, pero con la madre.

arcadas-dientes

 

  • Los cuatro incisivos superiores representan el lugar que quieres ocupar junto a tus padres, y los cuatro incisivos inferiores el lugar que éstos ocupan.

El mensaje implícito en todo problema dental es principalmente que actúes, que concretices tus deseos. Aprende a ver las situaciones como son. Si es necesario, acepta pedir ayuda para que puedas discernir mejor. Ocúpate de tu Yo quiero. Vuelve a contactar con tu poder interior y concédete permiso para defenderte.

Desgaste en los dientes y esmalte

Si sufres un problema de desgaste en los dientes y el esmalte está desapareciendo gradualmente, es muy posible que te estés dejando utilizar por quienes te rodean. En general, la persona que se deja manejar por los demás critica mucho internamente, pero no se afirma exteriormente. Quisiera que los demás cambiaran. Tu mejor protección para que no dejes que te utilicen es el amor verdadero hacia tus seres queridos.

Rechinar los dientes

Se manifiesta sobre todo en la noche, es signo de que la persona durante el día reprime la ira y la tensión. El cuerpo, inteligentemente, utiliza con frecuencia la noche, los momentos de sueño, para ayudarnos a liberar las tensiones vividas durante la vigilia. Sin embargo, esta liberación es temporal. Debes ocuparte de esta ira contenida antes de que te ocasione muchos más problemas que el tratado aquí. Revisar los fantasmas del transgeneracional. Los problemas dentales están vinculados con las DECISIONES, especialmente cuando me duelen los dientes. Aplazo la toma de decisiones, porque las consecuencias de estas elecciones me asustan, me hacen perder seguridad. Se asocia a la responsabilidad personal, a mi capacidad de tomar decisiones, sin tener miedo de lo que sucederá después.

Dolor de muelas

Puede ser que me sienta dolido porque me culpo de no conseguir comunicar lo que quiero. Tengo el gusto de “enseñar los dientes” para coger mi sitio y mostrar que existo. Quiero que me escuchen, que me respeten. Tomo consciencia que comunicando mis necesidades y mis deseos, los dolores de muelas ya no tendrán razón de existir.

Sarro en los dientes

Es una forma de agresión interior, una reacción que no ha sido resuelta y vuelve a aflorar. Esto me puede llevar a endurecerme en mis posiciones frente a las decisiones que he de tomar o que tomé. Mis comportamientos pueden cambiar. Sabiendo que no es benéfico para mí estar a disposición de mi imaginación, desarrollo más bien el lado creativo de las circunstancias. Intento encontrar un medio de estructurar mejor mi pensamiento y mis ideas; así, me será más fácil tomar iniciativas juiciosas vinculadas a lo que vivo actualmente. Acepto ser consciente de lo que sucede en mi vida, comprender la esencia de la determinación que rige mi universo. Compruebo el lado afectado por los problemas dentales y aporto la solución que conviene. Si está arriba, pienso en la intuición y en el instinto; y si está abajo, se trata de una decisión del campo racional y lógico, algo querido físicamente.

Dientes (en general): Atrapar el bocado real/simbólico

Los dientes simbolizan las decisiones, la puerta sólida de entrada que me permite morder con “todos mis dientes” en la vida! Realidad interior y exterior pasan por mis dientes que son uno de los medios para expresarme enteramente en este universo. El diente es uno de los órganos anexos muy duros que representa la energía fundamental de mi ser. La capacidad interior de acoger las nuevas ideas, el amor y el alimento interior se manifiesta por los dientes sanos y duros. Los dientes son, en parte, el espejo del ser. Cuando el alimento pasa a través de mi boca, ésta transmite también sentimientos que pueden afectar mis dientes a más o menos largo término. Así, dientes alterados (por ejemplo: con caries) indican una débil afirmación de sí, una realidad inaceptable para mí y el miedo a coger mi lugar en el universo con las responsabilidades que esto implica. Aunque tenga dificultad en tomar ciertas decisiones benéficas para mí, debo quedarme abierto a los medios disponibles que me permiten superar las situaciones más delicadas. Los dientes representan también mi voluntad de ir hacia delante, de hacer bien las cosas, mi capacidad en dar vida a mis pensamientos y a mis emociones. Un conflicto profundo, culpabilidad conectada con una situación emocional transportada con las palabras, o cualquier desarreglo interior pueden manifestarse por una reacción en los dientes e incluso en las encías.

Puedo pues “apretar los dientes” o “enseñar los dientes” para defenderme de una agresión exterior en una situación que me hace fuertemente reaccionar. Cierro la puerta, resistiendo a lo que quiere entrar en mí o, al contrario, a lo que necesita salir de mí.

  • Los Incisivos (los dientes de delante) se relacionan con el hecho de no hacer tal acción.
  • Los Caninos se vinculan más con el hecho de poder ejercer cierta autoridad sobre las decisiones que he de tomar. Pueden estar afectados cuando me siento “estirado” frente a una decisión que he de tomar.
  • Las Pre-muelas me indican mi grado de acuerdo con mis decisiones.
  • En cuanto a las Muelas, representan mi grado de felicidad frente a las decisiones que se tomaron o que debo aún tomar. El esmalte del diente estará afectado cuando tengo la sensación de que no tengo el derecho de “morder” en una situación y la dentina estará afectada cuando pienso no poder ser capaz de “morder” en una situación, dudando de mí mism@, de mis capacidades.

Nuevo Modelo Mental: Acepto quedar abierto al amor, sin tener miedo de perder la gratitud de los demás. Me amo tal como soy, con todas mis cualidades. Debo cuidar de mis dientes, “visten” mi personalidad. Los dientes no tienen máscara! Me mantengo yo – mismo, sin juzgarme y quedando abierto a las críticas exteriores. Transformo mis pensamientos en amor auténtico y mis dientes se mantienen en buena salud!

La primera información que la descodificación dental nos ha obligado a admitir es un inconsciente cuyas leyes traspasan nuestra voluntad y nuestras decisiones, esta información es de naturaleza emocional , existen en nuestro corazón unos estados emocionales que no gestionamos y que nos gestionan durante toda la vida

htpp://consejosdelconejo.com/2015/10/07/los-dientes-y-sus-conflictos-emocionales/

 

Significado de: Soñar con Dientes

¿Qué significa soñar con los dientes?

Los sueños en los que sus dientes se caen son muy frecuentes y existen varias interpretaciones según la persona y su situación. Los dientes representan nuestra seguridad en nosotros mismo – son símbolo de nuestra felicidad (sonrisa) y apariencia.

Soñar, que se les caen los dientes representa su temor a hacer el ridículo en la vida real. Le falta la seguridad necesaria, para realizar una tarea específica y le preocupa, que los demás se rían de usted. En los sueños los dientes representan fuerza – los utilizamos para morder, romper, masticar… En este sentido, si en su sueño se caen o se rompen, significa, que en la vida real siente que no logra que los demás escuchen su opinión sobre un tema concreto o en general. Tal vez está en una situación o una relación que le hace sentirse inseguro. Debe recobrar la seguridad en sí mismo y debe aprender a expresar su opinión y sus ideas con mayor decisión.

Si se le caen los dientes de arriba

  • le anuncia la muerte de una persona importante y valiosa.

Si se le caen los dientes de abajo

  • le anuncia la muerte de alguien, pero a Vd. no le representa ninguna pena grande.

Si sueña que sus dientes se están llenando de caries y se rompen

  • Significa que debe llevar cuidado en el trabajo. Algunos ofrecen otra interpretación de este sueño – que la persona que sueña con dientes podridos o rotos se arrepiente de haber contado una mentira o una calumnia.

Soñar que se lava los dientes

  • Le dice que superará obstáculos, pero que tendrá que recuperar el tiempo perdido.

Soñar que tiene los dientes blancos, alineados y perfectos

  • Le pronostica un periodo de buena suerte y buena salud.

Si sueña que pide que le saquen los dientes superiores

  • Significa que necesita cortar la relación con alguien.

Si se le caen los dientes y en la vida real Vd. tiene deudas

  • Significa que podrá devolver ese diento.

Si sueña que sus dientes están blandos y se tuercen

  • Es de muy mal augurio, porque presagia su propia muerte.

Si sueña que sus dientes están sucios, con verduras y carnes entre ellos

  • Significa que se encontrará con algunas trabas en su camino.

Si sueña que sus dientes son de oro o de marfil

  • Es de muy buen augurio, porque presagia riquezas, dinero, buena suerte.

Si los tiene de madera, cristal y muy débiles

  • Es de muy mal augurio, porque le anuncia una muerte violenta.

Si ve como le vuelven a salir los dientes que había perdido

  • Significa que se van a arreglar las cosas.

Si sueña que lleva dentadura postiza

  • Significa que será víctima de un engaño.

Soñar que va al dentista y le arranca algún diente

  • Representan malas noticias y problemas con sus enemigos.

Soñar que va al dentista a hacerse una limpieza bucal y cuando sale siguen sucios

  • Le advierte del mal funcionamiento de su negocio. Tenga cuidado, porque aunque parece que funciona o es así.

Soñar que tiene los dientes mal colocados y feos desde siempre

  • Significa que los negocios o el trabajo, le irán cada vez peor. Ocúpese bien de su trabajo.

Si sueña que Vd. se arranca un diente y juega con su lengua y el agujero

  • Que se ha producido, significa que se verá implicado en negocios fraudulentos y que deberá abandonar.

Soñar con dientes de perro

dientes-perro

  • Es de buen augurio, ya que son el símbolo de sinceridad, amistad, de buenos amigos y de una amigable relación de pareja.

 

Soñar que ve dientes de león (o cualquier felino)

  • Significa que tiene un gran autocontrol, control mental, fuerza física e inteligencia, lo que le permitirá conseguir todo lo que se proponga.

 

https://www.euroresidentes.com/suenos/diccionario_significado_de/d/sonar-con-dientes.htm

 

Causas emocionales de los Dientes

DIENTES (En general)

Los dientes simbolizan las decisiones, la puerta sólida de entrada que me permite morder con “todos mis dientes” en la vida! Realidad interior y exterior pasan por mis dientes que son uno de los medios para expresarme enteramente en este universo.

El diente es uno de los órganos anexos muy duros que representa la energía fundamental de mi ser.

La capacidad interior de acoger las nuevas ideas, el amor y el alimento interior se manifiesta por los dientes sanos y duros.

Los dientes son, en parte, el espejo del ser.

Cuando el alimento pasa a través de mi boca, ésta transmite también sentimientos que pueden afectar mis dientes a más o menos largo término.

Así, dientes alterados (por ejemplo: con caries) indican una débil afirmación de sí, una realidad inaceptable para mí y el miedo a coger mi lugar en el universo con las responsabilidades que esto implica.

Aunque tenga dificultad en tomar ciertas decisiones benéficas para mí, debo quedarme abierto a los medios disponibles que me permiten superar las situaciones más delicadas.

Los dientes representan también mi voluntad de ir hacia delante, de hacer bien las cosas, mi capacidad en dar vida a mis pensamientos y a mis emociones.

Un conflicto profundo, culpabilidad conectada con una situación emocional transportada con las palabras, o cualquier desarreglo interior pueden manifestarse por una reacción en los dientes e incluso en las encías.

Puedo pues “apretar los dientes” para defenderme de una agresión exterior en una situación que me hace fuertemente reaccionar.

Cierro la puerta, resistiendo a lo que quiere entrar en mí o, al contrario, a lo que necesita salir de mí.

Los incisivos (los dientes de delante) se relacionan con el hecho de no hacer tal acción, etc.

Los caninos se vinculan más con el hecho de poder ejercer cierta autoridad sobre las decisiones que he de tomar.

Pueden estar afectados cuando me siento “estirado” frente a una decisión que he de tomar.

Las pre muelas me indican mi grado de acuerdo con mis decisiones.

En cuanto a las muelas, representan mi grado de felicidad frente a las decisiones que se tomaron o que debo aún tomar.

El esmalte del diente estará afectado cuando tengo la sensación de que no tengo el derecho de “morder” en una situación y la dentina estará afectada cuando pienso no poder ser capaz de “morder” en una situación, dudando de mí – mismo, de mis capacidades.

Acepto quedar abierto al amor, sin tener miedo de perder la gratitud de los demás.

Me amo tal como soy, con todas mis cualidades.

Debo cuidar de mis dientes, “visten” mi personalidad.

Los dientes no tienen máscara!

Me mantengo yo – mismo, sin juzgarme y quedando abierto a las críticas exteriores.

Transformo mis pensamientos en amor auténtico y mis dientes se mantienen en buena salud!

ABSCESO DEL DIENTE

Este absceso se halla en los tejidos que cubren la raíz dental; esto demuestra mi ira frente a una decisión que he de tomar.

La infección está situada en la cavidad central del diente, esto indica la contrariedad que vivo en relación con una decisión que me roe por dentro (“dient -ro”).

Entonces es tiempo que tome la decisión con todo el amor y la armonía posible teniendo en cuenta valores más elevados que gobiernan mi vida, en el respeto de mí – mismo y de los demás.

CARIES DENTAL

La caries dental es la manifestación de un dolor interior extremo.

Algo me roe hasta lo más hondo de mi ser. No consigo expresar este mal que me corroe y la inflamación hace su aparición.

El diente empieza a ablandarse y generalmente es doloroso, debido a la sensibilidad nerviosa presente en el nivel del diente.

La estructura del diente es la más rígida del cuerpo humano.

La caries dental se refiere al aspecto “mental”.

¿Es odio o rencor frente a alguien?

Puede ser que “enseñe los dientes” cuando me siento atacado.

¿Cuál es la verdadera causa de mi dolor?

La razón primera aumentará Mis probabilidades de invertir este proceso de destrucción.

También puedo haber vivido una situación en que tenía el gusto de “morder” a alguien en situación de autodefensa y que no lo hice porque “un niño bien educado no hace este tipo de cosas”.

Frecuentemente tenía caries de niño, porque tengo un “diente” contra una persona.

También es posible que viva un conflicto familiar o que asuma difícilmente lo que recibo de mi entorno y que deba filtrar este conflicto con mis dientes por el proceso de masticación.

Porque mis dientes me permiten filtrar y discriminar lo que entra en el interior de mi cuerpo y por el mismo hecho, en mi Universo en general.

Dejo de buscar la causa física (alimentación, azúcar, etc.)

Mejor dejo que mis pensamientos evolucionen y cambio mi manera de ver las situaciones de mi vida.

Tomo la vida con “un grano de sal” y permitiré así a mis “dientes del juicio” desarrollarse y fortalecerse. ¡Será mucho más provechoso para mí!

CHIRRIDO DE DIENTES

Los dientes representan las decisiones y cierta forma de agresividad.

El chirrido de dientes es pues una ira inconsciente que aflora en la superficie, una rabia reprimida que se expresa frecuentemente de noche.

Estoy muy nervioso interiormente, me retengo y no digo o no hago ciertas cosas.

Como que no consigo tomar decisiones claras y precisas, el chirrido de dientes es la expresión física de mi tristeza y de mi agresividad reprimida.

Como una puerta mal engrasada, el chirrido de dientes me indica mi miedo a abrirme para tomar decisiones y el ruido expresa una forma de gemido interior.

Acepto tomar consciencia de este estado sin inhibirlo y expresarlo como lo vivo actualmente.

Acepto mi sensibilidad y las emociones que afloran y comprendo que mis incertidumbres me llevan a vivir mucha más tensión interior que el hecho de tomar las iniciativas que se imponen.

Cuando tomo una decisión, me libero y me siento más desarrollado.

DIENTE DEL JUICIO

El juicio, es una gran cualidad. Tengo la alegría de manifestarlo en esta vida.

Me permite abrirme al universo y me procura bases sólidas en todo lo que emprendo.

Así, un diente del juicio que no quiere salir, “coger su sitio”, significa en el plano mental que rechazo aún tomar todo el espacio que me pertenece.

Debo hacerlo conscientemente para desarrollar todas las cualidades divinas esenciales a mi evolución.

¡Acepto dejar la naturaleza seguir su curso y abrir mi consciencia para crecer y ver los cambios en mí! ¡Me darán beneficios!

DOLOR DE DIENTES O DE MUELAS

Se considera un problema dental al dolor ocasionado por una CARIES, la ROTURA DE UN DIENTE o la PÉRDIDA DE ESMALTE. Sucede frecuentemente que las personas con dientes mal alineados dicen tener problemas, cuando en realidad esto es sólo una anormalidad de orden ESTÉTICO. También se considera un problema el RECHINAR LOS DIENTES.

Como los dientes sirven para moler los alimentos, se les relaciona con la trituración de las ideas o con las circunstancias nuevas que deben ser asimiladas.

La persona a la que le duelen los dientes suele tener dificultad para decidirse, ya que no analiza bien las situaciones.

Los dientes también sirven para morder.

Un problema en ellos puede indicar que la persona se siente impotente e incapaz de defenderse en la vida.

Con respecto a este tema, a continuación presento los resultados de muchos años de investigación realizados por la señora Michele Caffín, cirujana dentista:

Los ocho dientes del lado superior derecho tienen relación con el deseo de manifestar lo que la persona quiere hacia fuera; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para encontrar nuestro lugar en el exterior.

Los ocho dientes del lado superior izquierdo tienen relación con el deseo de manifestar lo que la persona lleva en sí misma; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para realizar su deseo de ser.

Los ocho dientes del lado inferior derecho se relacionan con la concretización de algo, como por ejemplo el trabajo; todo problema en uno de estos dientes expresa una dificultad para concretar nuestra vida.

Los ocho dientes del lado inferior izquierdo tienen una relación con la concretización de la sensibilidad de la persona, de todo lo que lleva en ella; cualquier problema en uno de estos dientes expresa una falta de reconocimiento afectivo del medio familiar. Los dientes mal alineados también tienen cierta relación con los mensajes citados.

Como el lado derecho del cuerpo tiene una correspondencia directa con nuestro padre, los problemas en los dientes del lado derecho te indican que todavía hay conflictos pendientes de resolver con él, es decir, que sería bueno que tuvieras una reacción diferente hacia él, que lo aceptaras más.

Si es del lado izquierdo, sucede lo mismo, pero con la madre.

Además, los cuatro incisivos superiores representan el lugar que quieres ocupar junto a tus padres, y los cuatro incisivos inferiores el lugar que éstos ocupan.

El mensaje implícito en todo problema dental es principalmente que actúes, que concretices tus deseos.

Aprende a ver las situaciones como son.

Si es necesario, acepta pedir ayuda para que puedas discernir mejor.

Ocúpate de tu YO QUIERO.

Vuelve a contactar con tu poder interior y concédete permiso para defenderte.

Si sufres un problema de desgaste en los dientes y el esmalte está desapareciendo gradualmente, es muy posible que te estés dejando utilizar por quienes te rodean.

En general, la persona que se deja manejar por los demás critica mucho internamente, pero no se afirma exteriormente.

Quisiera que los demás cambiaran.

Tu mejor protección para que no dejes que te utilicen es el amor verdadero hacia tus seres queridos.

El rechinar los dientes, que se manifiesta sobre todo en la noche, es signo de que la persona durante el día reprime la ira y la tensión.

El cuerpo, inteligentemente, utiliza con frecuencia la noche, los momentos de sueño, para ayudarnos a liberar las tensiones vividas durante la vigilia. Sin embargo, esta liberación es temporal.

Debes ocuparte de esta ira contenida antes de que te ocasione muchos más problemas que el tratado aquí.

Para lograrlo, te aconsejo que pongas en práctica las etapas del perdón sugeridas al final 

Los problemas dentales están vinculados con las decisiones, especialmente cuando me duelen los dientes. Aplazo la toma de decisiones, porque las consecuencias de estas elecciones me asustan, me hacen perder seguridad.

Se asocia a la responsabilidad personal, a mi capacidad de tomar decisiones, sin tener miedo de lo que sucederá después.

Si tengo un dolor de muelas, puede ser que me sienta dolido porque me culpo de no conseguir comunicar lo que quiero.

Tengo el gusto de “enseñar los dientes” para coger mi sitio y mostrar que existo.

Quiero que me escuchen, que me respeten.

Tomo consciencia que comunicando mis necesidades y mis deseos, los dolores de muelas ya no tendrán razón de existir.

Cuando se trata de sarro en los dientes, es una forma de agresión interior, una reacción que no ha sido resuelta y vuelve a aflorar.

Esto me puede llevar a endurecerme en mis posiciones frente a las decisiones que he de tomar o que tomé.

Mis comportamientos pueden cambiar.

Sabiendo que no es benéfico para mí estar a disposición de mi imaginación, desarrollo más bien el lado creativo de las circunstancias.

Intento encontrar un medio de estructurar mejor mi pensamiento y mis ideas; así, me será más fácil tomar iniciativas juiciosas vinculadas a lo que vivo actualmente.

Acepto ser consciente de lo que sucede en mi vida, comprender la esencia de la determinación que rige mi universo.

Compruebo el lado afectado por los problemas dentales y aporto la solución que conviene.

Si está arriba, pienso en la intuición y en el instinto; y si está abajo, se trata de una decisión del campo racional y lógico, algo querido físicamente.

DOLORES DE MANDÍBULAS

La mandíbula está formada por dos huesos (superior e inferior) en los que están incrustados los dientes. Los problemas más comunes son: DOLORES, FRACTURA y LUXACIÓN MANDIBULAR.

Como la mandíbula es absolutamente necesaria para que los dientes hagan su trabajo, los problemas en ella representan un enojo reprimido que impide que la persona que lo sufre se exprese adecuadamente. Si se reprime hasta el punto de luxarse la mandíbula, es decir, que se le bloquee por completo hasta el punto de no poder moverla, indica que se ha controlado demasiado y que no puede más.

Perdió el control de sí misma del mismo modo en que perdió el control de su mandíbula.

Tiene una necesidad urgente de expresarse, y el hecho de reprimirse es muy nefasto para ella.

Como las mandíbulas y los dientes nos ayudan a morder y a masticar para después digerir bien, un problema en este lugar indica que la persona se impide morder bien a la vida o darle un buen mordisco a lo que desea.

El mensaje que tu cuerpo te envía con este problema es que es urgente que compruebes si los miedos que te hacen controlarte y reprimirte hasta ese extremo están fundados.

Tu cuerpo te dice que ahora es el momento de hacerles frente porque tienes todo lo necesario para ello.

Para más detalles sobre la mandíbula inferior y la superior, te sugiero que veas problemas en los dientes. Sí se trata de una fractura, ver también esta palabra.

Las mandíbulas son huesos esenciales para comer, para empezar el proceso de digestión y asimilación de lo que tomo, bien sea el alimento o la realidad que me rodea.

Los problemas de mandíbula pueden producirse cuando aprieto los dientes porque reprimo cosas e inhibo toda la energía relacionada con la ira, obstinación, la testarudez y quizás entonces una gana inconsciente de vengarme de alguien o de algo.

Cuando chirrían mis dientes, vivo inseguridad.

También pueden estar descalcificándose o ablandándose mis mandíbulas.

Me revelan cómo yo también puedo ser “blando” en algunas situaciones, en particular cuando tengo la sensación de que se ríen de mí y que no se prestaba atención a lo que decía.

Sigue una gran desvalorización de mí – mismo.

También puedo sentirme dominado, siendo impotente en expresarme, bien a causa de mi timidez o de mis miedos.

También puede que me esté prohibido hablar, lo cual interpreto como “¡¡¡lo que he de decir debe ser muy poco interesante!!!”.

Cuando se bloquean mis mandíbulas, estoy en la incapacidad de expresarme, de controlar lo que me rodea, reprimo mis emociones.

Debo relajarme, dejar la energía fluir libremente.

PRÓTESIS DENTALES O DIENTES POSTIZOS

La prótesis dental me da la ilusión de una fuerte vitalidad.

En efecto, similar a los dientes verdaderos, da la sensación de ser verdadera, de ser sincera como dientes de verdad! Es totalmente falso!

Ya que deseo una respuesta clara, voy al fondo de las cosas.

¿Soy yo capaz de vivir mis experiencias con valor y sinceridad, igual como con mis verdaderos dientes?

¿Estoy decidido a ser lo que soy realmente, a afirmarme, a “morder” en la vida?

Dejo de vivir en función de los demás.

Acepto ser yo – mismo y, afirmándome, encuentro la satisfacción y la felicidad.

http://www.shurya.com/causas-emocionales-de-los-dientes/

 

 

Emociones y Dientes

Las emociones y los trastornos dentales

 

 

El término holístico, significa “global”. Además de curar los dientes de manera independiente, se atiende su relación con la boca, el resto del cuerpo, las emociones, la manera de ser y cómo te puede afectar en el comportamiento diario.

Para los expertos de la medicina psicosomática, los dientes son los portadores de nuestra vitalidad, además de reflejar cómo vivimos las tensiones diarias.

Con los dientes masticamos todos los alimentos y realizamos el primer proceso de la digestión en el que se mide nuestra capacidad de morder, triturar y desmenuzar los nutrientes con los que mantendremos en forma nuestro cuerpo. Podríamos decir que los dientes reflejan nuestro modo de acometer nuestros conflictos.

Desde hace miles de años, los orientales, en  especial los chinos, encontraron una relación directa y emocional entre las diferentes partes del cuerpo. Encontraron canales de energía y les llamaron meridianos. Cada meridiano pasa por uno o más órganos, por dos o más dientes y se conectan con diferentes emociones.

Para los orientales, la dentadura es el sistema mecánico que nos permite digerir adecuadamente, y así facilitar una mejor utilización de los principios esenciales. En Oriente se cuida la masticación realizando hasta 100 masticaciones antes de ingerir los alimentos más sólidos. Este hábito es un vivo reflejo de la actitud paciente y mucho más tranquila de Oriente.

Los autores de La enfermedad como camino dicen que «una mala dentadura es indicio de que una persona tiene dificultad para manifestar su ofuscación», lo que podría traducirse como un elevado índice de bilis amarilla.

Las personas coléricas tienden a expresar su ofuscación con excesiva facilidad, mientras que las flemáticas o melancólicas suelen guardar su tensión en aras de ser aceptadas o por un sentimiento de impotencia, según el caso. Sea como fuere, o bien por exceso o defecto, la ofuscación se ha convertido en un arma arrojadiza que suprime nuestra libertad de expresión y nos hace apretar la mandíbula con riesgo de dañar nuestra dentadura.

En la actualidad, muchas personas están aquejadas de bruxismo (mala función, de los músculos de la masticación, y que se realiza de forma inconsciente). Esta disfunción, que acaba dañando gravemente a los dientes, tiene su origen en el estrés, la tensión y el impedimento para manifestar lo que nos perturba. Esta impotencia expresiva seria la causa del rechino de los dientes inconscientemente.

Es necesario analizar qué nos perturba y cómo mitigar esta tensión antes de que se provoque tensiones musculares en los hombros, cuello, cabeza, mandíbula etc. La ofuscación confrontada y entendida es menos dañina que escondida detrás de nuestros dientes. Convendría asimismo controlar el PH de la saliva, que debería estar entre 6,2 y 6,5. Cuando está por debajo de estos valores, una de las causas puede ser un exceso de bilis amarillas motivado, como decíamos, por la ofuscación.

Están vinculados los problemas de los dientes a una falta de tranquilidad en los asuntos que nos perturban excesivamente, tendremos que buscar soluciones antes de perder la calidad de nuestra dentadura.

Clasificación de los dientes

Los primeros dientes que aparecen en el ser humano son los incisivos, entre los 6 y 8 meses salen los incisivos inferiores centrales, los superiores centrales y los laterales superiores e inferiores, por ese orden. Según los orientales, estos dientes están relacionados por los meridianos del riñón y la vejiga, y para los odontólogos holísticos están relacionados con el riñón, la vejiga y el terreno urogenital.

El riñón es el órgano de la convivencia y nos conecta con nuestra capacidad de compartir nuestras luces y sombras con los demás. Cuando se han caído los dientes de leche y aparecen los dientes definitivos, en muchos casos los incisivos viven un proceso de malformación estética que es indicativo de una deficiente relación en el seno familiar.

En ocasiones los dientes llamados paletos (dientes incisivos centrales) son mucho mayores que todos los demás,  esto refleja un deseo de tener espacio y vencer el estado de estrés que provoca la relación con los miembros de la familia. También pueden indicar una deficiente función de los senos frontales con posible inflamación y sinusitis larvada. Este proceso se agrava cuando el niño o niña se encierra en su mundo interior lleno de temores, bloqueando la glándula pineal o epífisis, (generadora de la  melatonina a partir de la serotonina).

Esta sintomatología es más acusada en los niños que tienen pesadillas y dificultades para conciliar el sueño y que son temerosos para relacionarse con el exterior.

Los incisivos son la imagen exterior al mundo y dejan entrever nuestra fuerza para expresar nuestras ideas, masticar nuestras experiencias además de avisar sobre nuestra correcta o no, posición de la mordida. Los animales enseñan los incisivos para mostrar su poder. Las personas con incisivos sobresalientes, en muchos casos, ocultan cierta carencia de arrojo.

En la edad adulta estos dientes pueden sufrir de descalcificación con tendencia a su pérdida en edad temprana. Para evitarlo es aconsejable trabajar el riego con masajes encima de los incisivos y por detrás, en la cueva de los dientes superiores e inferiores. El riego de esta zona ayudará muchísimo a mantener vivas las raíces y prolongar su vida.

Del mismo modo será beneficioso y muy útil beber mucha agua fuera de las comidas y evitar el exceso de sal.

Si el odontólogo nos encuentra alguna caries o daño en los cuatro incisivos superiores o inferiores convendría revisar el estado de la zona lumbar y sacra. Si se conoce algún kinesiólogo revisar la fortaleza del psoas (músculo del riñón). Un buen tratamiento de esta zona ayudaría notablemente al buen estado de los incisivos y del riñón.

localizacion-y-nombre-dientes

Los dientes nos hablan, cuando están enfermos, de nuestros miedos y emociones no digeridas o manifestadas. La vida es una escuela donde venimos a aprender, como dicen los grandes sabios, somos el Alma, eterna paz y amor. Pero en este aprendizaje lleno de vivencias nos pasan cosas que nos despiertan emociones escondidas y a veces, no somos capaces de procesar.  Es entonces cuando nuestro cuerpo se expresa y nos habla.

Nuestros dientes, siendo parte de nuestro cuerpo nos hablan y nos dicen qué está pasando y qué guardamos estancado en nuestro campo emocional.

Caninos o colmillos, cuya función es desgarrar lateralmente los alimentos para facilitar la trituración a los premolares y molares, los caninos están muy pocos desarrollados en los hombres, aunque presentan ciertas diferencias dependiendo de la tendencia a comer más o menos carne. La civilización, el cambio de hábitos alimentarios, la preparación de los alimentos y la cocción de los mismos han reducido el cometido de estos dientes, lo que ha ido modificando las puntas afiladas de los colmillos situados en el maxilar superior.

Poseemos cuatro dientes caninos, dos en la mandíbula superior y dos en la mandíbula inferior, son los dientes que más tardan en aparecer en la dentadura definitiva, y poseen las raíces más largas de la dentadura, llegando a medir hasta 17mm para facilitar su estabilidad, y siendo los dientes más sólidos de la dentadura.

Estos dientes, según los orientales, están regados por los meridianos del hígado y la vesícula biliar,  el hígado que es un órgano yin además de por la vesícula biliar, una víscera, que es yang, también están conectados al sentido de la vista.

El hígado es el órgano de los valores morales, de la ética y la ideología. A través de este órgano nos vinculamos a nuestros afectos o nos sentimos afectados por todo aquello que no cumple con nuestras expectativas.

El hígado es un órgano que se deleita en los sabores, los colores, los ritmos y todo aquello que le hace disfrutar de una vida relajada y sin privaciones. Por otro lado, la vesícula muestra la cólera cuando se siente rechazada o se le exige en exceso. Los arrebatos coléricos se producen cuando hay mucha tensión o inestabilidad emocional debida a cierta dificultad para aceptar las diferencias y la diversidad.

 

dientes-cuadro-organos

  1. ferropeniaafectan a los caninos, en caso de que haya anemia comer lentejas, carne roja, nueces, granada, etc., hay relación directa entre las bajadas de niveles de hierro y la debilidad, el cansancio, la desmotivación vital y otros síntomas.

Relación entre dientes y emociones, por grupos de piezas.

Los incisivos

Los incisivos nos hablan de nuestra relación con nuestros padres, y los sentimientos de supervivencia y necesidad de ser amados. De nuestra sexualidad con la pareja y nuestra capacidad de amar a los demás como “padres y madres”.

Los caninos

El canino está relacionado con nuestros deseos de poseer, así como nuestros deseos sexuales. Dentro de la relación entre dientes y emociones, los caninos enfermos nos hablan de que la persona puede estar sufriendo sensación de escasez: “¡necesito más!” Las infecciones en estos dientes se manifiestan en forma de ira y rabia, así como amargura por no tener aquello que deseamos.

 Premolares superiores

  • El primer premolar superior nos habla de nuestros deseos de “ser” en relación a los demás. Este premolar expresa el deseo individual de diferenciarnos de los demás. Cuando este diente está enfermo podría deberse a cambios en la vida que nos hacen sentir como que morimos, que una parte nuestra muere. Así, emociones como la tristeza y la melancolía son típicas de este diente.
  • El segundo premolar, en cambio nos habla de poner en acción ese “yo” y crear algo mío en el mundo. Cuando este diente está enfermo puede deberse a un sentimiento de frustración y desconfianza con uno mismo. “¿Estoy haciendo aquello para lo que  estoy hecho?”

Premolares inferiores

Los premolares inferiores suelen ir relacionados con sentimientos de haber sido víctimas de injusticias en la vida. Sentimientos como la desconfianza en el futuro, desilusión y descontento pueden ser algunas de las emociones expresadas.

Molares superiores

  • El primer molar superior nos habla de nuestro deseo de crecer en la vida,de crear nuestra propia vida. Cuando este diente está débil las emociones de miedo o desconfianza en el futuro nos acechan. Suelen ser épocas que vivimos faltos de dicha, sin darnos tiempo para divertirnos y para el placer.
  • El segundo molar superior nos habla de cómo nuestros deseos son recibidos por nuestro entorno y relaciones.Está relacionado con las emociones de ilusión o desilusión, desapego y codicia.

Molares inferiores

  • El primer molar inferior está relacionado con nuestro apego al pasado y a las experiencias vividas.La emoción resultante es la melancolía.
  • El segundo molar inferior nos habla de la flexibilidad que necesitamos al enfrentar los golpes de la vida.Así, un segundo molar débil nos hablará de emociones relacionadas con la humildad y la capacidad de reajustarse ante nuevas situaciones.

Infecciones o problemas en estos molares denotan problemas en el manejo de nuestras relaciones. Dentro de la relación entre dientes y emociones estas piezas son también un caso muy a tener en cuenta.

Cordales, tercer molar o muelas del juicio

Las muelas del juicio son las muelas que nos hablan de nuestro destino.Recogen todos nuestros deseos y nos muestran si realmente andamos en la dirección correcta.

Las emociones que suelen manifestarse cuando existe alguna patología en estos molares son el enojo y la infelicidad, con un sentimiento de que todo va demasiado deprisa y no siempre en la dirección que nuestro corazón anhela. La persona suele sentir que es incapaz de encontrar su identidad en este mundo.

Fuente:  librosramtha.wordpress.com

 

 

 

Anuncios

Acerca de Asociación Emoción y Salud

Somos una Asociación sin ánimo de lucro que busca el aprendizaje y divulgación de los diversos métodos existentes relacionados con la integración emocional y su relación con la salud.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a EL SIGNIFICADO EMOCIONAL DE LOS DIENTES

  1. Skan dijo:

    Por este asunto de soñar con dientes evito dormir por todos los medios yo no quiero saber nada del futuro en especial si es trágico.

    Me gusta

  2. Gabriela dijo:

    Mi hija se esta arrancando los dientes intencionalmente esto tiene alguna relacion psicologica??

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s